EL ATLAS DE LAS NUBES (o cuando la filosofía es rentable)


ASIGNATURAS PENDIENTES

EL ATLAS DE LAS NUBES (o cuando la filosofía es rentable)

TÍTULO: El atlas de las nubes. TÍTULO ORIGINAL: Cloud AtlasAÑO: 2012. NACIONALIDAD: Estados Unidos-Alemania-Hong Kong-Singapur. DIRECCIÓN: Andy Wachowski, Lana Wachowski y Tom Tykwer. GUIÓN: Andy Wachowski, Lana Wachowski y Tom Tykwer, adaptando la novela homónima de David Mitchell. MÚSICA ORIGINAL: Reinhold Heil, Johnny Klimek y Tom Tykwer. INTÉRPRETES PRINCIPALES: Tom Hanks, Halle Berry, Jim Broadbent, Hugo Weaving, Susan Sarandon, Hugh Grant, Jim Sturgess, Doona Bae, Ben Whishaw, Keith David, James D’Arcy, Xun Zhou, Robert Fyfe, Martin Wuttke, Robin Morrissey, Brody Nicholas Lee. PÁGINA WEB OFICIAL: http://wwws.warnerbros.es/cloudatlas/.

Los hermanos Wachoski consiguieron la fama y un lugar inamovible en la historia del cine con Matrix (1999). Esta compleja película que podía ser considerada, de entrada, como una historia de ciencia-ficción, ofrecía otros significados filosóficos posibles, que podían remitir al “mito de la caverna” de Platón o a La vida es sueño de Pedro Calderón de la Barca. Algunas circunstancias personales de los directores, conocidas más tarde (http://www.fotogramas.es/Noticias/Lana-Wachowski-explica-su-cambio-de-sexo),  invitaban a otras interpretaciones, insospechadas en un principio. Las dos películas que completaron la trilogía (Matrix Reloaded -2003- y Matrix Revolutions -2003-) no tuvieron el mismo éxito ni la misma favorable recepción crítica que el primer título (posiblemente porque, por un lado, la historia inicial derivó en una trama de acción que, aunque espectacular, no era nada original y, por otro, los conceptos filosóficos se volvieron demasiado elevados para el gran público). Con posterioridad, su labor como productores en V de Vendetta (2005) de James McTeigue y, nuevamente en la dirección, en Speed Racer (2008) no les permitieron tener la misma repercusión que habían alcanzado anteriormente. Con El atlas de las nubes, codirigida con el director alemán Tom Tykwer y estrenada en Estados Unidos el 25 de octubre de 2012 y en España el 22 de febrero de 2013, pretendieron repetir el éxito que habían conocido pero, frente a Matrix, las diferencias de opinión entre crítica y público fueron especialmente acusadas.







El atlas de las nubes desarrolla una trama que se desarrolla a lo largo de varios siglos y se centra en seis momentos temporales distintos (1849, 1936, 1973, 2012, 2144 y 2321). Esto último puede generar cierta confusión pero, conforme la película va avanzando, iremos descubriendo que lo que sucede en cada uno de ellos guarda una íntima conexión con lo sucedido en el momento cronológicamente anterior, ilustrándose, con ello, la idea central de la película: que las decisiones valientes, arriesgadas y éticamente correctas de una persona, aunque puedan parecer insignificantes o intrascendentes, pueden mostrar sus efectos positivos mucho después de cuando las mismas han sido tomadas y puestas en práctica. Al mismo tiempo, también incide en la idea de la profunda interrelación entre todos los seres humanos (los del pasado, los del presente y los del futuro), con el fin de recalcar la importancia de la responsabilidad moral de cada individuo. En este sentido, considero que no son justos los juicios que han tildado a este film de especialmente críptico o indescifrable. De hecho, desde casi el principio la película pone las cartas sobre la mesa y deja claro al espectador que todas las historias que se nos van a mostrar están relacionadas de cara a expresar una moraleja bastante nítida.

En consonancia con la ambiciosa propuesta de El atlas de las nubes, la construcción de la historia, la dirección artística, su textura visual y el diseño de montaje son de una gran complejidad y brillantez, convirtiendo a la película, con independencia de su hondura temática, en un grandioso espectáculo visual. Asimismo, merece destacarse el trabajo del reparto, al encarnar los mismos actores a los distintos personajes de cada historia, lo cual refuerza la idea de “interrelación” que el film desea transmitir. Como su principal defecto, cabe mencionar, sin duda, que el nivel del maquillaje luce por debajo del alcanzado por las restantes áreas técnicas.

Por todo lo expuesto, considero que El atlas de las nubes es una magnífica película. Porque el cine de hoy necesita propuestas valientes y originales, que, más allá del puro espectáculo, también sepan desarrollar ideas profundas. Porque, en los tiempos actuales, más allá de complacerse en visiones cortoplacistas y superficiales, merece la pena que haya creaciones que aporten una enriquecedora amplitud de miras. Y porque, a pesar de todas las valoraciones negativas que ha tenido la película, con un presupuesto de 102 millones de dólares USA, su recaudación a nivel mundial ya había ascendido (sólo a julio de 2013) a 130,5 millones. Lo cual sirve para demostrar que no sólo las películas de acción y de superhéroes (que, no lo duden, también en este blog nos gustan) pueden ser rentables. Y creo que ello es una excelente noticia.



Nota (de 1 a 10): 9.

Lo que más me gustó: La ambición de la propuesta. Un guión fascinante. La monumentalidad del montaje. Su fuerza visual. La ambientación de un Seúl futurista.

Lo que menos me gustó: El maquillaje no siempre es acertado. El enlace entre la historia de Luisa Rey y la de Timothy Cavendish puede pasar fácilmente desapercibido.




Comentarios